postheadericon Toreo para paladares exigentes

66825

CULTORO. Texto: EMILIO TRIGO / Fotografía: EVA MORALES

Curro Díaz, El Cid y David Galván conformaban una atractiva terna este domingo en la sexta del abono de la temporada de El Puerto de Santa María. En el cartel, un encierro de José Luis Pereda era el reseñado para la tarde que daba comienzo a las siete y media en punto.

Una tarde más el levante nos acompañaba en la Plaza Real. Galván, el más joven del cartel también dibujó un personal y variado saludo con el capote. Verónicas y chicuelinas surgieron con verdadero esplendor. David muy seguro y firme en todos los tercios mimó a su astado para llegar con más garantías al último tercio. El tercero llegó justo de casta, amagando con rajarse en más de una ocasión y sin humillar como sus hermanos, pero noble, muy noble. Galván toreó con el pecho descubierto, con la sinceridad del alma desnuda en cada muletazo. David se expresó con toda su verdad donde la pureza está al servicio del toreo para regusto de 'paladares exigentes'. Precioso muletear del gaditano por ambos pitones donde también manifestó ligazón, profundidad y crecimiento como torero. Al final, se permitió el lujo de unas manoletinas muy ajustadas para rematar su clásica labor. Estocada arriba y dos orejas.

66809  66806

El sexto fue un toro con mucho volumen al que poco a poco lo fue enseñando a embestir Galván. Un astado mirón pero obediente al toque y justo de casta que también hizo ademanes de rajarse. David nuevamente impuso su ley y toreo clásico en fondo y formas. Seguro y capaz en su notable labor. Limó asperezas y compuso en todo momento. Oreja

66808

 

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar